MAGNÍFICO VIDEO EN YOUTUBE DE FR. SIMÓN SOBRE LA LLAMADA MERCEDARIA. NO TE LO PIERDAS.

La Ascensión del Señor

FIESTA DE LA ASCENSIÓN DEL SEÑOR

1.- Cuarenta días después de la resurrección del Señor, la iglesia celebra la fiesta de la Ascensión.

· Jesús sube al Padre, a la Derecha de Dios, después de haber cumplido su vocación redentora hasta la entrega de la vida.

· Deja en nuestras manos la iniciativa de construir y continuar el Reino que Él ha anunciado y ha inaugurado en medio de nosotros.

· Los ángeles nos interrogan, como ayer: ¿Qué hacéis ahí plantados mirando al cielo?

- Con frecuencia un árbol nos impide ver el bosque, como dice el eslogan: “cuando el sabio señala a la luna con el dedo, el necio se queda mirando al dedo”

- Jesús se eleva en la ascensión para que descubramos su presencia en la necesaria ausencia, en la adulted, en la elección libre y madura de quien se sabe escogido y consagrado y cree sin haber visto.

· Su presencia hay que descubrirla ahora en medio de la humanidad, en la iglesia. No sirve de nada mirar al cielo; es en la tierra , entre los hombres, donde la presencia de Cristo se perpetúa y se descubre.

· Somos ya adultos en el camino de la fe. Jesús nos deja solos para que aprendamos a caminar sin muletas, sin seguridades materiales, empujados por nuestra propia opción en libertad.

2. Ascensión es envío.

· Es momento de mirar hacia el mundo, hacia los surcos de la vida donde está sembrada la palabra divina de Cristo, la buena Nueva de la esperanza.

· No se trata de mirar cómo Jesús se va, sino cómo se queda en medio de su iglesia y caminar en la dirección que Él nos indica: “Se volvieron a Jerusalén, llenos de alegría”

· Los discípulos están convencidos de su triunfo y de su presencia permanente: “Donde dos o tres ser reúnen allí estoy yo en medio de ellos”

·

3.- Con la Ascensión comienza el camino y la oportunidad de la comunidad, de la iglesia.

· “Id y predicad el Evangelio, bautizando en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu”

· “Cuando el Espíritu descienda sobre vosotros seréis mis testigos”

· Ahora que estamos avanzando hacia el tercer milenio cristiano se impone una reflexión: ¿Hemos sido fieles continuadores de la obra evangelizadora? ¿Estamos dispuestos a seguir siéndolo?

· Ahí están los logros indiscutibles del Espíritu y del compromiso de la iglesia:

- La iglesia sigue adelante, viva y fuerte, en su deseo de ser proyecto evangélico de liberación.

- Sigue apostando por el hombre y por la vida, por los derechos humanos y por los más pobres.

- Sigue manteniendo una palabra oportuna e inoportuna frente a todos los intentos de desvirtuar el Evangelio y convertir la vida en una competición donde siempre vencen los fuertes.

- Sigue habiendo hombres y mujeres, muchos, con el deseo y el empeño profundos de ser instrumentos de Dios al servicio de la humanidad.

· Ahí están también los fracasos que brotan de nuestra pequeñez y limitación, de nuestro pecado:

- Una iglesia excesivamente lejana de los pobres y excluidos.

- Una iglesia que confunde con excesiva frecuencia el poder con el servicio.

- Una iglesia rodeada de excesiva ornamentación y formas poco evangélicas y humildes.

- Una iglesia que ha de ser más dialogante, hogar de todos y consuelo de los más desfavorecidos.

4.- Pero lo cierto es que, sin la aportación de la iglesia, no sería igual nuestra cultura, y nuestra sociedad.

· La “ausencia” de Cristo ha sido llenada por la presencia de la iglesia, como una vanguardia de humanidad, al servicio de todos: en la cultura, en los derechos humanos, en el progreso de los pueblos, en la transmisión de valores. Nuestro mundo se ha humanizado de la mano de la iglesia.

· Hasta lo no creyentes perciben este soplo de humanización que ha supuesto la huella cultural, humana y religiosa de la iglesia. La cultura europea es un signo indiscutible de ello.

·

5.- El fruto de la Ascensión del Señor ha de ser el entusiasmo y el poder creativo de la iglesia; su protagonismo liberador en medio del mundo.

· Hoy somos nosotros, los creyentes, los convocados en nombre de Dios, a ser portadores de vida y de esperanza.

· Para construir esta iglesia en camino que quiere ayudar a caminar.

· Esta iglesia incomprendida tantas veces que quiere entender y animar a todos.

· Esta iglesia que quiere apostar con fuerza para que el tercer milenio sea más creativo y más justo, más humano y más de Dios.

· Esta iglesia a la que a veces se la quiere reducir al silencio pero que está dispuesta a gritar y anunciar el Evangelio a tiempo y a destiempo.

· Los que hoy quieren ignorar a la iglesia están ignorando su propio pasado, su historia, sus raíces...

· Se puede vivir al margen de la iglesia, pero no ignorarla.

· Se puede no asumir la fe de la iglesia pero es un error ignorar su aportación humanizadora a la historia de los pueblos.

6.- La Ascensión es la apuesta de largo de la iglesia en el compromiso de cada uno de los creyentes.

· Convocados a construir, desde el Evangelio, la iglesia nueva de la esperanza.

· Sacerdotes, religiosos, religiosas y laicos, todos, en un mismo proyecto evangélico que señale la presencia de Dios en le mundo y sea signo de su misericordia.

· Todos los bautizados hemos recibido la misión de Jesucristo de “anunciar el Evangelio a toda criatura”, con nuestra palabra y, sobre todo, con nuestra vida.

7.- Fray Luis de León, nuestro poeta renacentista del siglo XVI, encerrado en la cárcel por envidia de algunos, escribió uno de los más bellos poemas conocidos al acontecimiento que celebramos: la Ascensión del Señor:

¡Y dejas, pastor santo,

tu grey en este valle hondo, oscuro,

en soledad y llanto!

Y tú rompiendo el puro

aire ¿te vas al inmortal seguro?

Los antes bienhadados,

y los ahora tristes y afligidos,

a tus pechos criados,

de ti desposeídos

¿a do convertirán ya sus sentidos?

¿Qué mirarán tus ojos

que vieron de su rostro la hermosura.

que no le sea enojos?

Quien oyó su dulzura

¿qué no tendrá por sordo y desventura?

Aqueste mar turbado

¿quién le pondrá ya freno? ¿Quién concierto

al viento levantado?

Estando tú cubierto

¿qué norte guiará la nave a puerto?

¡Ay nube envidiosa

Aun de este breve gozo, ¿qué te aquejas?

¿do vuelas presurosa?

¡Cuán rica tú te alejas!

¡Cuán pobres y cuán tristes, ay, nos dejas!

Tú llevas el tesoro

que sólo a nuestra vida enriquecía,

que destemplaba el lloro,

que nos resplandecía

mil veces más que el puro y claro día.

¿Qué lazo de diamante

(¡ay alma!) te detiene y encadena

a no seguir tu amante?

¡Ay, rompe y sal de pena!

¡colócate ya libre en luz serena!

¿Qué temes la salida?

¿Podrá el terreno amor más que la ausencia

de tu querer y vida?

Sin cuerpo no es violencia

vivir, mas lo es sin Cristo y su presencia.

Dulce Señor y amigo,

Dulce padre y hermano, dulce esposo:

En pos de ti yo sigo,

o puesto en tenebroso

o puesto en lugar claro y glorioso.


¡Objetivo cumplido!

¡Objetivo cumplido!
El "Sueño de Fr. Tomás" se ha cumplido gracias a la generosidad de muchos.

UNA PROPUESTA SOLIDARIA:

"El SUEÑO DE FRAY TOMÁS"
¡CONSEGUIDO¡

Precisa montar un taller de costura en ayuda de los niños limpiabotas.
Para que las madres de estos niños limpiabotas no tengan que enviarles a la calle a buscar un poco de dinero y puedan acudir a la escuela; y con lo que ganen estas madres, cosiendo ropas y otros menesteres, poder mantener a sus familias. Fray Tomás para formar el taller necesita comprar varias máquinas:
3 máquinas de coser "Alfa" a 160 Euros cada una.
2 máquinas de coser "Juki Blanca Industrial" a 220 Euros cada una.
1 máquina "mero Juki Blanca" a 260 Euros.
1 Plancha "Geofisia" de 100 Euros.
Y completarlo con utensilios como mesas, sillas, agujas, tijeras, etc., 600 €. En total son unos 2.000 €.

¡¡¡¡¡¡¡¡Ya está logrado! ¡Gracias por vuestro apoyo!!!!!!

Cuando uno sueña solo, es un sueño, una fantasía, una ilusión; pero cuando varios, muchos, soñamos juntos, es ya una esperanza, una hermosa utopía” (Helder Cámara)

GRACIAS, PIKAZA.

Pikaza ha sido un hombre clave en mi vida. Mis mejores años de estudiante universitario de Teología y Psicología los he compartido con él. Ha sido un lujo convivir y compartir juntos nuestro deseo de seguir a Jesús. El nos enseñó a vivir y a pensar en libertad en unos tiempos en que ya empezaba a vislumbrarse la"clonación". Toda mi generación de mercedarios llevamos el sello "pikaciano" y presumimos de ello. Éstas palabras que me ha dedicado en su blog han sido para mí la mejor rehabilitación después de la cruel enfermedad que me ha tenido postrado seis meses y me ha sometido a tres operaciones de cerebro.
Pikaza, gracias; sabes que te quiero. Te agradezco este detalle de cariño hacia mí y quiero corresponderte con el mismo afecto que siempre te he tenido. Gracias de corazón. Te debo un abrazo.
Éstas son las palabras que me ha dedicado en su blog en "Religión Digital":

A. F. Barrajón, Mercedario, amigo y compañero: Gracias por estar ahí

"Ha sido Provincial de la Merced de Castilla y Presidente de la Confer. Ha trabajado de formador y de párroco. Es simplemente religioso de la Merced, una persona, un compañero, un amigo.
Hace muchos años, cuando le criticaron con dureza en algún medio digital por la forma de concebir y dirigir la vida religiosa en España (y su presencia en la Iglesia) quise ofrecerle mi palabra cariñosa y solidaria. Vuelvo hoy a hacerlo, una vez que está saliendo de una dura enfermedad, para volver al arado del evangelio, sin volver la vista atrás.
Tiene un blog titulado
http://www.barrajon-barrajon.blogspot.com/ donde quien lo quiera podrá ver sus reflexiones, sus poemas, sus iconos, sus propuestas y, de un modo especial, el tema de sus libros que iluminan el camino de la vida religiosa y de la fe cristiana, desde una perspectiva de fuerte presencia evangélica y humana. Allí vienen algunos de sus datos personales que podrá buscar quien quiera, allí ha estado seguirá estando por mucho tiempo el latido de su presencia.
Hoy quiero reproducir una página colgado hace unos días, escrito de un modo personal a sus amigos… Una carta donde da las gracias a todos los que le han (hemos) acompañado en su enfermedad. Con el título de esa carta le digo: Alejandro, gracias por estar ahí. Que sea por muchos, muchos años. Cuídate, por lo mucho que aún tienes que hacer. Cuídate, para que podamos gozar de tu presencia tus amigos... y para que sigas siendo voz y presencia de evangelio en la Iglesia

MARÍA TERESA ORTIZ, DESDE PUERTO RICO ME DICE...

"...Estoy tan feliz de que usted haya recuperado su vida de antes, lo cual me recuerda preguntarle cuándo va a retomar su blog que quedo paralizado como una estatua de sal. Leí un cuento una vez que al echarle agua bendita a una estatua ésta volvio a la vida. Pues, creo que todos esos miles de "fanáticos" de su blog añoran con ansias que usted retome su escritura y comparta sus homilías y experiencias. Al menos, yo estoy sedienta de poder beber esas letras del alfabeto que al usted combinarlas surge poesía, ternura y sensibilidad"

GRACIAS, MARÍA TERESA, TÚ SIEMPRE ME HAS MIRADO CON OJOS TRANSPARENTES.GRACIAS. COMO VES MI BLOG YA SE HA PUESTO EN MARCHA GRACIAS A GENTE COMO TÚ.


El mar de Tiberiades siempre es una invitación expresa a dejar nuestras redes y a seguirle

MI HERMANO SANTI ME ESCRIBE


Hola, Alejandro, cómo va todo? espero que bien.

Simplemente te escribo porque he hecho caso a lo que me dijiste, he mirado el blog de Pikaza y he leído los diferentes artículos que te ha dedicado, me he detenido especialmente en el que habla de tu libro, y he leído los párrafos que él ha trascrito de tu libro. Me ha encantado leerte, creo que es la mejor señal de que estás recuperado, se te nota un estilo fresco, sencillo como siempre, fácil de entender y real como la vida de cada día. Me has hecho reír con tanto santo como te has encomendado... Pero también me has hecho llorar (literalmente) de envidia (de la sana, claro) al decir que tenías a tu madre al lado dándote consejos, iluminándote y llevándote a Dios. Si algún día tengo yo que pasar por un trago amargo como el tuyo (espero que no) no tendré tanta suerte como tú al tener un ángel de la guarda tan grande como tu madre. Cuídala, porque cuando n o se tiene a una madre es cuando uno decubre todo lo que vale.

El año pasado ha sido un año duro, muy duro, de esos que uno quisiera eliminar y saltar. Ha sido duro para ti, por tu enfermedad que has superado satisfactoriamente, ha sido duro para algunos hermanos nuestros queridos: Koldo, Fernando, por sus operaciones, Simón por la pérdida de su padre; y para mí al sentirme huérfano, sin una de las muletas que me sostenían en los momentos de cojera.

La vida es así, y como mercedarios que somos, sólo nos queda seguir dando la vida, que es lo que más puede hacernos sufrir, pero llenarnos al mismo tiempo.

Bueno, Alejandro, sigue así, con ánimo y con muchas cosas que contar y cantar. Hay muchos ojos que quieren leerte, hay mucho oídos que quieren escucharte, hay muchos corazones que quieren sentirte.
Un abrazo, cuídate y que te cuiden. Santi

Nota del Bloguer:
SANTI: gracias por esa carta tan entrañable y humana. En verdad hemos pasado un año duro pero también hemos crecido por dentro, nos hemos acercado mucho más a Dios, y unos a otros y hemos aprendido a valorarnos y a querernos más.
Si algún día tuvieras que atravesar una cañada oscura como la que yo he pasado recientemente con Koldito y Fernando, (Dios no lo quiera) no tendrás cerca a tu madre fallecida -también yo he hecho duelo muy sentido por ella- pero nos tendrás a todos nosotros -yo el primero- para cuidarte y acompañarte como te mereces. Seguimos adelante queriendo ser fieles a Jesús, nuestro Maestro, y a la hermosa vocación mercedaria que Él nos ha regalado. Ahí nos encontramos cada día. Hoy nos decía San Pablo que "por pura gracia estamos salvados".

CARTA DE UN HERMANO MERCEDARIO MUY QUERIDO

CARTA DE UN HERMANO MERCEDARIO MUY QUERIDO
Santi es el primero por la izquierda

El grano de trigo

El grano de trigo
Ilustración de Inma para expresar la fuerza del grano d etrigo que entra en tierra y muere

Frente a la dictadura de la sequedad nos queda la rebeldía de brotar de nuevo

GRACIAS POR ESTAR AHÍ

Tengo mi mesa abarrotada de cartas -montones- sin contestar. En este momento hay en mi correo casi 200 e-mails sin respuesta. El administrador del sistema me comunica que mi espacio está lleno y ya no puedo recibir más correos si no borro y recupero espacio. Estoy desbordado de vuestro afecto y preocupación por mí. Quisiera escribiros uno a uno para agradeceros todo esto pero por ahora no lo veo muy fácil; me estoy incorporando a mi trabajo y tengo muchas cosas atrasadas y pendientes. Por eso he pensado en escribir esta carta general aunque yo la sienta particular. ¿Me lo permitís? No os oculto que he pasado unos meses –desde el 15 de junio que fue mi primera operación del tumor cerebral- muy duros y dolorosos; no sólo por mis dolores sino sobre todo por ver el sufrimiento que he ocasionado a mis padres y a mis hermanos/as, sobre todo, y también a mis amigos –los que me han quedado- He estado con un pie al borde del abismo de la muerte (puedo parecer exagerado pero así ha sido en verdad). He tenido la bendición de contar con un equipo de médicos excepcional, en lo profesional y en lo humano, y he sentido detrás la oración y el apoyo de una inmensa legión de gente buena, de mi comunidad, de mi parroquia, de las religiosas,de la buena gente de mi pueblo,Fuente el Fresno, de mis amigos… ha sido como un tsunami salvaje que en forma de amor ha llegado a mis playas y ha besado mis arenas. Sólo Dios puede saber, en verdad, el agradecimiento inmenso que invade mi corazón en este día de los Magos, en que escribo estas palabras a ratos, entre misa y misa. Y lo que parecía una amenaza de tormenta oscura y de noche de tinieblas ha terminado siendo un maravilloso amanecer de vivos colores al comienzo de este año 2012 que acabamos de estrenar.

Mi amiga María Ángeles López Romero, magnífica periodista y mejor persona, me ha regalado y dedicado su último libro, que estoy leyendo, con un título cuando menos curioso: “Morir nos sienta fatal”. En verdad la vida es muy hermosa y quisiera hoy gritar con vosotros: ¡Dios mío, quiero vivir! por favor, por favor… Os debo un abrazo estrecho que os iré dando en la primera oportunidad que tenga. Ahora, al menos, recibid estas letras como besos y abrazos que brotan de lo más profundo de mi corazón. Me estaba resultando difícil entender esto que me sucedía –después de tantos años de Teología y de sacerdocio- y tuvo que ser mi madre quien me dio la clave para entenderlo un poco. Uno de los días en que me curaba una herida de la operación me decía con sus ojos vidriosos: “Hijo, esto ha sido una prueba de amor”. Y no le faltaba razón. Hoy quiero agradecer a los Magos de Oriente todo el amor que me ha llegado de tantas maneras. Gracias por haber estado ahí cuando os necesitaba. Os he dedicado un librito donde cuento mi experiencia de quirófano, UVI y hospital, durante casi seis meses. No saldrá de inmediato pero saldrá. Se titulará: “Noche oscura, resplandor y estrellas” y lo publicarán las hermanas Paulinas. Os remito a ese librito si queréis saber algo más de mí y de esa enfermedad que me ha visitado por sorpresa. Gracias, amigos/as por haber estado cerca cuando me hacíais falta.Gracias.
Os pido una oración muy sentida por mi amigo Zacarías que, en mi pueblo, está sufriendo una situación parecida y también por Nacho a quien conocí en el hospital y ha sido también operado de un tumor cerebral. Tiene una esposa maravillosa y tres niñas preciosas. La oración tiene una fuerza espectacular. Gracias por seguir estando ahí.


cúpula de la catedral de Brasilia.

cúpula de la catedral de Brasilia.

Las jaras florecidas en La Mancha.

Las jaras florecidas en La Mancha.

HAN DICHO...

La Confer cambia de presidente pero no de línea

Elecciones en la Confer. Se va su hasta ahora presidente, Alejandro Fernández Barrajón, un mercedario dulce, equilibrado, que escribe como los ángeles, firme y prudente. A pesar del acoso al que ha sido sometido. Hasta le amenazaron con crear una confer-bis "obediente a los obispos". Porque algunos obispos siguen empeñados en querer domesticar a la Confer. Olviando que la tarea de los religiosos es estar en la frontera de la vida y de la fe. Barrajón se resistió y le llovieron los palos por todas partes. Palos que aguntó con entereza y dignidad. Puede irse con la cabeza bien alta.
Y la Confer, con su nuevo presidente, seguirá su camino y su extraordinaria labor. En comunión con la jerarquía, pero sin dejarse controlar. Siguiendo a rajatabla aquella evangélica máxima de San Agustín: "En lo esencial, unidad; en lo dudoso, libertad; en todo, caridad".
Por mucho que les duela a los más reaccionarios, los religiosos han sido y siguen siendo en España la parte de la Iglesia más viva, más encarnada y con mayor credibilidad social. Porque están a pie de obra. En todos los charcos. Con las manos en la masa. Allí donde se les necesita. Sin pedir nada a cambio. Y en vez de imponer, proponen su verdad.
Con cosas que mejorar, claro está. Por ejemplo, su política de comunicación. No es posible que una institución tan potente sea socialmente irrelevante y apenas tenga visibilidad mediática. Porque, lo que no sale en los medios no existe.
Pero, a pesar de esos fallos, el mosaico de la vida religiosa en España es de lo más bello que existe. Y de lo más comprometido. Tendiendo la mano y en diálogo con la modernidad. Y eso es lo que les molesta a algunos: que no cierren filas, que no se alineen ni formen parte de frentes. Sólo quieren la cruzada del compromiso y del amor. Y así van a seguir.
Un abrazo agradecido a Barrajón por sus desvelos, su dedicación ejemplar y su pulso firme. Y eso que las presiones venían de muy arriba. Deja a su sucesor unc Confer libre y sin hipotecas.
Y bienvanida a su sucesor. Sea quien sea, sabrá mantener el timón en estos tiempos recios. Con la ayuda de sus hermanas y hermanos. Y el aliento del Espíritu.
José Manuel Vidal
periodista de "El Mundo"

Pastor por los oteros

Pastor por los oteros

TERESA BOTANA ME ESCRIBE Y DICE:

Te transcribo lo que me ha escrito una muchacha joven sobre tu libro "Pastor por los oteros": "El libro que me has enviado es fantástico. La capacidad del autor para transmitirte sus reflexiones y sus sentimientos es brutal. En algunos capítulos era tal la emoción que me invadía que, si me hubiese dejado llevar esa emoción habría tornado en lágrimas. Unas veces, las más, por la ternura de sus palabras; otras, por la pena, por la compasión (en concreto, el capítulo que habla sobre el dolor humano; ¡cuánto ha podido decir en apenas dos páginas); también por la impotencia, por la frustración, cuando expone su análisis sobre la realidad actual de la iglesia. ¡Qué capacidad de autocrítica! ¡Qué persona más admirable! ¡Qué visión de Jesús y de Iglesia más auténtica tiene! Renacen en mí las esperanzas, ya olvidadas e ignoradas, de pertenecer y sentirme algún día parte de la Iglesia Universal, la de Cristo. Leyéndole, ¡deseé tanto que llegase ese día!"
Ya va siendo esto un poco largo, pero me parece que vale la pena. Sólo me queda pedirte, por favor, que sigas escribiendo, sembrando claridad, sencillez, esperanza. Como ves la gente joven te entiende y sintoniza contigo, este chica tiene 30 años, de este tiempo, que no son como los de antes... Y quedó impresionadísima. ¡Que Dios siga bendiciéndote y bendiciendo tu tarea! "Sé valiente, ten animo, espera en el Señor!
Cordialmente. Teresa Botana.

TERESA BOTANA ME ESCRIBE DE NUEVO ¡GRACIAS!

Querido Alejandro:
me ha producido una honda satisfacción tu correo, sobre todo por informarme de que ya estás bien de salud. ¡Gracias a Dios! Estoy segura de que la lectura de tu libro, "Noche oscura y resplandor de estrellas", que todavía no he conseguido, me permitirá compartir tu experiencia y gozar de su lectura, ahora que ya ha pasado.
Tienes una gran facilidad para expresar tus vivencias, fuerza de convicción, riqueza de sentimientos, claridad, belleza, precisión... y muchas cosas más. y lo dices con tal fuerza, ilusión y esperanza, que despiertas fuerzas dormidas y contagias alegría de vivir.
Sigue compartiendo el don que has recibido. Devuélveselo a Dios enriquecido por el uso. Es la mejor manera de agradecerlo.
Aunque no nos conocemos "visualmente" sintonizamos en un elemento común: tus libros y lo que trasmites en ellos. Todo lector establece un vínculo amistoso con los autores de los libros que le hacen bien. Libros que de alguna manera dan forma escrita a sus deseos, ideas, pensamientos no formulados, pero reconocibles en la experiencia escrita de otros.
Supongo que los escritores no siempre podeis conocer y disfrutar esta sintonía bienhechora, pero es real y gratificante y a veces, aún "desde lejos", se intuye y se disfruta.
Me alegra saber que te has recuperado y que sigues escribiendo. Gracias por las Bienaventuranza de la vida religiosa que me has enviado. Me ayudan a dar gracias y ahondar en el don y en el compromiso con la vocación recibida. Te deseo un día 2 de Febrero lleno de agradecimiento por vivir en la casa del Señor, invitado a compartir su hogar. Un saludo amistoso. Teresa B.

NOTA DEL BLOG BARRAJON: Con gente como tú, Teresa, da gusto escribir y soñar. Gracias por tus hermosas palabras de ánimo: medicina propicia en tiempos de recuperación. ¡Feliz día de la Vida Consagrada para tantos consagrados/as!

PILAR LINARES ME ESCRIBE...

Muchas felicidades en el día de la Vida Consagrada. Y muchas gracias por tu testimonio y por la autoridad que transmites. Quede mi testimonio del agradecimiento a los consagrados en general y a "alguno" (mercedario y manchego) en particular, al que Dios ha probado el año pasado, pero que, felizmente, va a permanecer con nosotros más tiempo. Si es lo que le decía yo a Dios: mira, Tú ya lo vas a tener la eternidad, así que déjanoslo un poco más aquí, ya que hemos tenido la suerte de conocerlo. Parece ser que la Santísima Trinidad decidió que sería conveniente que podamos leer más libros, blogs y demás valioso material del tal mercedario. Suerte que tenemos y un motivo más para dar gracias a Dios.

NOTA DEL BLOG BARRAJON: Gracias Pilar, siempre tan atenta y ocurrente. ¡Gente maravillosa!

Tiempo de calma.

Tiempo de calma.

Fr. Tomás y la comunidad mercedaria de Sto. Domingo promueven un proyecto de ayuda a los niños "limpiabotas" de la calle.

PROYECTO "NIÑOS LIMPIABOTAS" EN SANTO DOMINGO


Comprometidos en la Liberación de los Niños Limpiabotas

Partiendo de la realidad:

Nuestras calles, desde hace tiempo, se han visto recorridas por niños trabajadores: canillitas, maniceros, niños limpiabotas… Este fue el motivo por que un día comenzó el Proyecto Niños Limpiabotas (PNL) “La Merced”
Una de las repercusiones más dañinas del trabajo infantil es la falta de asistencia a la escuela o el bajo rendimiento académico. Otros peligros a los que se ven sometidos estos niños son: drogas, alcoholismo, accidentes, abusos y esto les lleva a tener una baja autoestima como resultado de que frecuentemente son maltratados.
Poco a poco hemos comenzado a tomar conciencia de que esta situación es muy perjudicial tanto para ellos como para la sociedad. Su futuro está en juego. Con esta toma de conciencia estamos dando el paso hacia la erradicación del trabajo infantil.
La erradicación del trabajo infantil será una realidad en medio de nosotros, cuando haya una verdadera conciencia social a través de la educación e implementación de sus derechos.

Cómo surge el proyecto:

Movida por su debilidad con los niños y sus manos como único recurso Mérida Sterling, una humilde catequista y responsable de Cáritas de la Parroquia Mercedaria Ntra. Sra. de Guadalupe, inició un programa de ayuda a los niños necesitados por medio del cuál les lleva alegría en cada época navideña.
La idea la tuvo hace muchos años, sin embargo, no fue hasta el 23 de diciembre del año 2000 cuando pudo materializarla con 20 niños limpiabotas. En esa ocasión con el apoyo de la comunidad mercedaria pidió a sus vecinos y personas relacionadas que le regalaran ropas usadas, alimentos y golosinas, y organizó en el salón de la parroquia un encuentro sencillo en el que los niños de la catequesis compartieron con los niños limpiabotas. A los 20 niños se les arregló una funda con alimentos para que prepararan una cena navideña junto a su familia de escasos recursos, así como un pantalón y una camisa. Al menos así podían disfrutar de un humilde día de Nochebuena. De esa manera Mérida ha seguido convocándolos cada encuentro navideño al que se han ido sumando cerca de 100 niños.

En la actualidad:

A finales del año 2007 a partir del encuentro navideño al que se dan cita cada año más de 50 niños limpiabotas, nace la necesidad por parte de la comunidad mercedaria de darle una continuidad y seguimiento a cada uno de aquellos niños ofreciéndoles un espacio semanal donde cada uno pueda desarrollar sus potencialidades y desarrollo integral como niños que son con el apoyo de toda la comunidad parroquial, especialmente de la Pastoral Juvenil (Vocacional) Mercedaria y de cada uno de los grupos parroquiales que se comprometen a visitarles y ofrecerles semanalmente una nutritiva merienda. Proyecto que nace con el propósito de brindarles una vida digna al niño y su familia, libres del trabajo en la calle, y con un espacio donde puedan desarrollar sus capacidades y donde puedan aprender a respetarse y valorarse mediante talleres de alfabetización, manualidades, juegos educativos, teatro… e integrándose con otros niños de la catequesis en el campamento mercedario infantil de verano que organiza cada año nuestra parroquia mercedaria. Y estableciendo de forma periódica el contacto directo con cada una de las respectivas familias de los niños y así poder iniciar un proceso de liberación a esos niños que viven del trabajo de limpiar zapatos.

Hoy esa realidad suma más de 30 niños que cada semana acuden a ese espacio semanal donde ofrecerles oportunidades de cambio.


Sueños ¿Hacia donde vamos?

“Cuando uno sueña solo, es un sueño, una fantasía, una ilusión; pero cuando varios, muchos, soñamos juntos, es ya una esperanza, una hermosa utopía”
Helder Cámara

Tú puedes contribuir a hacer de este sueño liberador una realidad siendo colaborador, voluntario o apadrinando a uno de esos niños mensualmente para que puedan recibir educación, alimentación y asistencia sanitaria.
Únete cada sábado de 8:30 a 11:30 a.m. para que junto a nosotros podamos brindarles un espacio libre y una vida digna.

Proyecto Niños Limpiabotas (PNL) “LA MERCED”
Parroquia Mercedaria Ntra. Sra. de Guadalupe
Manzana 19, Las Caobas, Herrera, Santo Domingo Oeste. REP.DOM
Teléfono: 809-922-1044



El buen pastor acompaña a su rebaño

"BELLA" una película para ver

"BELLA" una película para ver

Una película: "BELLA" DE EDUARDO VERÁSTEGUI


En estos días he acudido al cine a ver “Bella” la película protagonizada por Eduardo Verástegui –con el que he tenido la suerte de estar hace sólo unos días- y la actriz Tammy Blanchard, una maravilla de actriz. No es un peliculón pero, sin duda, es una cinta digna de verse. Está llena de valores humanos y es una apuesta por la vida y la esperanza. La película estrenada en España el día 7 de noviembre ya está entre las diez más vistas en nuestro país.
La película cuenta la historia de José (Eduardo Verástegui), un deportista que está a punto de lograr su sueño cuando sufre un desgraciado accidente que provoca la muerte de una niña. (No os voy a contar la película para que no pierda su emoción si decidís ir a verla). En el restaurante de su hermano donde trabaja como cocinero conoce a Nina a quien su propio hermano ha expulsado del restaurante. José se hace cercano a ella y llega a saber que está embarazada. Surge el tema del aborto pero José le abre perspectivas nuevas.
Me contaba Eduardo Verástegui, en nuestro encuentro reciente, que muy pocos apostaban por ella porque los grandes productores quieren películas con mucho mordiente, escándalos, sexo, violencia… pero que al fin un empresario español, de Sevilla, había apostado por ella y estaba siendo un éxito inesperado. Sólo se han distribuido 105 copias en España pero ya ha alcanzado una recaudación de 1,57 millones de dólares.
Una película “Bella” que os recomiendo por su contenido, por sus valores, por su apuesta por la vida y por la gran persona que es Eduardo Verástegui. (En otro comentario de este blog os cuento mi encuentro sorprendente con él) Gente así merece todo nuestro apoyo. No dejéis de verla.


Con el actor Eduardo Verástegui

ENCUENTRO CON EL ACTOR EDUARDO VERÁSTEGUI


Hay días que pasan sin pena ni gloria y otros que aportan una nota de originalidad y novedad. Uno de esos días ha sido el pasado 25 de noviembre, martes. Veréis, os cuento.
Estaba yo celebrando la Eucaristía en mi parroquia, como cada día, con una intención especial por las familias. La iglesia estaba abarrotada. Entre los fieles distingo una cara que me parece muy conocida. Es un personaje famoso que no acabo de localizar. ¿Será un político o un escritor, será un artista o un periodista? No acabo de aterrizar pero tengo la seguridad de que es un personaje muy conocido.
A medida que va pasando la Eucaristía percibo que esa persona está viviendo intensamente su fe, por sus gestos, su atención, su escucha atenta de la Palabra, su meditación constante. ¿Quién será?
Llega el momento de la comunión y se acerca hasta mí para comulgar. Se arrodilla y comulga con gran devoción y entonces puedo verlo de cerca y descubro quién es. Es el actor de fama mundial Eduardo Verástegui, protagonista de la película “Bella”, que es un canto a favor de la vida y en contra del aborto. En los últimos tiempos se ha hablado mucho de la conversión de este actor y de su testimonio público de su fe católica.
En la acción de gracias no he podido callarme. He hablado a los fieles de la gente que apuesta por valores cristianos y se convierte en testimonio de fe. He hablado de la película “Bella” y he invitado a la gente a verla. Y he aprovechado para decir: “y creo que el protagonista de esa hermosa película está hoy aquí con nosotros”. Se ha levantado un murmullo entre la gente porque muchos ya han visto la película y conocen al actor. Directamente le he preguntado (estaba en el cuarto banco sentado) y él me ha confirmado que era Eduardo Verástegui. Le he dado gracias públicamente por su testimonio de fe, por su defensa de los valores cristianos, y la gente de una manera espontánea le ha dedicado un caluroso aplauso.
Al terminar la misa se ha acercado para agradecerme mis palabras y hemos podido conversar serenamente de muchas cosas. Me ha impresionado su fe profunda y su sencillez, a pesar de que ahora es uno de los actores más famosos y cotizados de Hollywood. Hemos aprovechado para hacernos una foto de recuerdo del momento compartido. Eduardo es de origen mexicano y se ha interesado mucho por la Basílica y por la Virgen de la Merced cuando le he dicho que el evangelizador de México y capellán de Hernán Cortés fue un mercedario: Bartolomé de Olmedo. Me ha pedido, cuando ya nos íbamos, que rezáramos un Ave María a la Virgen y así lo hemos hecho.

La película BELLA, obtuvo el primer premio del Festival de cine de Toronto.Ha creado una fundación llamada Manto de Guadalupe, que ayuda a comunidades indígenas que viven en situación de extrema pobreza, y colabora activamente en defensa de la vida de los no nacidos, ayudando a embarazadas en mala situación económica. En fin, que ha sido un encuentro muy grato y lo quiero compartir con los lectores y amigos de mi blog. ¡Mucho éxito Eduardo y que Dios te bendiga!


Eduardo Verástegui con la Virgen de la Merced detrás

PRESENTACIÓN LÓPEZ VIVAR, MISIONERA HERIDA EN EL CONGO

PRESENTACIÓN LÓPEZ VIVAR, MISIONERA HERIDA EN EL CONGO

UN CIELO DE MUJER

He tenido la suerte de compartir un encuentro con la hermana Presentación López Vivar, religiosa de San José de Gerona. Su foto y su historia han llenado los periódicos españoles de los últimos días. Estaba de misionera en el Congo, sirviendo como enfermera a los más pobres de los pobres, cuando le estalló una bomba muy cerca en el hospital donde trabajaba y ha perdido sus pies. Pudo haber perdido la vida. "Me puse en manos de Dios -nos confesó- y, como siempre, no me ha defraudado" Sus hermanas de congregación han decidido traerla a España para que se recupere lo más posible. Es una imagen preciosa de lo que ha de ser la vida religiosa: entregada y encarnada en medio de los pobres. Me conmovió su naturalidad para narrar lo acecido y la fe que nos trasmitió a quienes la escuchábamos. Me encargaron decirle unas palabras en el acto de homenaje que le hicieron los responsables de la enfermería española -le hicieron entrega de la medalla de plata- y os confieso que mis palabras se atropellaban emocionadas ante el ejemplo de amor y entrega de esta mujer.
Es burgalesa y tiene el apellido del CID, Vivar. Y es sobre todo, mujer y consagrada. Una combinación maravillosa. Os pido una oración para que pueda recuperarse lo más posible.

Una noche de televisión con muchas sorpresas

Una noche de televisión con muchas sorpresas

Sorpresas te da la vida

Sorpresas te da la vida

UNA EXPERIENCIA EN TELEVISIÓN INOLVIDABLE

AQUEL NIÑO QUE FUI YO

Ahí me tenéis tan tierno en mis primeros meses de vida. Sólo soy un proyecto que el tiempo necesitaba perfilar, como el mármol en manos del escultor. Pero ya tenía todos los ingredientes para ser un proyecto feliz. Tan pequeño y ya tenía una familia pobre pero sobrada de amor; tenía brillo en los ojos porque había sido muy amado. Soy el primero de seis hermanos y me consta que mis padres me esperaron con toda la ilusión de que fueron capaces. Y eso se nota.
¿Y por qué os cuento ahora esto? Pues ahora veréis.
Tengo que contaros, a vosotros, que sois los incondicionales del Blog “Barrajón”, lo que me ha sucedido recientemente, en el mes de octubre, y que me ha llenado de emoción.
Veréis: todo era una sorpresa que me tenían organizada en el plató de la televisión de Castilla La Mancha. A mí me llamaron para hacerme una entrevista en televisión con la disculpa de que iban a hablar de mi pueblo y querían entrevistar a algunos personajes de allá.

Me enviaron un taxi hasta mi casa para recogerme y trasladarme a Toledo, donde tiene los estudios la televisión manchega, y allá me fui. Hablé con mi hermana para ver si alguien de mi familia iba a ir porque sabía que asistiría gente del pueblo. Mi hermana me dijo –me tenía engañado- que se habían enterado tarde y que ya no había plazas en el autobús. ¡Qué lástima!

Llegué allí y cuando entré en el plató me dieron un caluroso aplauso con vivas y gritos de apoyo. ¡Había casi doscientos paisanos en aquel plató! Me sentaron cerca de Vicen, mi vecina, de Francis, mi amigo de la infancia y de Claudia, la alcaldesa. En un momento determinado la presentadora, Teresa Viejo, -muy simpática por cierto- se acercó a mí, me saludó y me invitó a pasar al sillón del escenario. Y allí fue haciendo un relato de los momentos más significativos de mi vida mientras hablaba conmigo. Habló de mis tiempos de postulante en Herencia, de mi noviciado, de mis estudios en Salamanca, de mis tiempos de profesor y formador en Valladolid, de mi trabajo actual como presidente de la Conferencia de religiosos de España (CONFER).
Cuando habló de mi familia invitó a pasar a mis padres y hermanos. ¡Imaginaos mi sorpresa al verlos a todos allí cuando yo no me lo esperaba! Estaban retransmitiendo en directo.
Habló después de mis aficiones y me dijo que había una canción que yo había compuesto y quería que cantara en directo. Además había pensado en alguien para que me acompañara. Era mi sobrina, Virginia, que canta como los ángeles. Los dos cantamos la canción: "Por ti dejé mi casa..." inundados de una intensa emoción. Como en ella hablo de mi madre y del momento en que yo dejé mi casa para ir al seminario pues mi madre se emocionó mucho y tuve que acercarme a acariciarla. Ese fue otro momento muy emotivo.
Después me anuncian que Fray Tomás, mi amigo y hermano de Santo Domingo, estaba en antena. Oí su voz y estuvimos charlando en directo. Como estaba allí su madre entre el público hablaron un poco los dos. Le preguntaron sobre mí, que fui su profesor, y él me lanzo varias alabanzas que no merecía.
¡Quién nos iba a decir, amigo Tomás, en aquel momento de nuestro primer encuentro en la plaza del pueblo, que la vida nos tenía reservadas estas experiencias! Pero así es Dios y nos regala de vez en cuando sorpresas en forma de caricia. Es muy importante dejarnos querer.
Mientras tanto, en las pantallas del fondo del escenario iban apareciendo fotos de mi infancia, de mi loca juventud en pantalón campana y con los pelos largos, de mi ordenación, de mis viajes, mis iconos..etc ¡Todo un recorrido a mi vida!
La verdad es que fue todo muy entrañable y muy emocionante. Mi familia vivió una experiencia inolvidable y eso es lo único importante.
Fue un “homenaje” muy emotivo, hecho con mucha delicadeza y respeto. No me siento merecedor de nada de esto. Creo que mis paisanos me valoran mucho más de lo que yo merezco, pero no quiero caer en falsas modestias; fue muy bonito y yo quiero agradecerlo de corazón. ¡Gracias, paisanos, por el buen momento que me hicisteis vivir en compañía de mi familia el día 15 de octubre, fiesta de Santa Teresa! ¡Gracias!
Eso es más o menos lo que pasó. Un día inolvidable e inesperado. La gente de mi pueblo disfrutó mucho y yo disfruté con ellos. En mi agenda he subrayado con rotulador de color este día para que la memoria lo guarde en algún rincón del corazón. Tal vez algún día este recuerdo me devuelva la alegría del niño que fui y que deseo seguir siendo.


Ahí me tenéis con mi familia en el plató de televisión

DICE ANA BOU...

...decirte que te mereces ese homenaje que te han hecho y mucho más. Es importante que sepamos reconocer la valía de las personas.
Por donde has pasado siempre has ido sembrando, ¡como no te va a querer la gente!
Eres una persona entregada, cercana, acogedora, siempre al servicio, verdaderamente un don para quienes te conocemos.
Gracias por tu disponibilidad, por la fuerza que nos transmites con tu vida.
Que Dios siga ahondando en esa raíz para seguir siendo un frondoso árbol cuya sombra pueda seguir cobijando a quienes se acerquen a ella.
Gracias por tanto. Nunca olvidaré ese primer encuentro y cómo el Señor se valió para ponerte en mi vida.
Que Él te siga bendiciendo cada día.
Un beso fuerte.
Ana Bou

OTOÑO

OTOÑO

Domingo XXVI

Domingo XXVI
Mi vida como una enredadera


Juana de Ibarbourou LA ENREDADERA

Por el molino del huerto
asciende una enredadera.
El esqueleto de hierro
va a tener un chal de seda;
ahora verde, azul más tarde
cuando llegue el mes de Enero
y se abran las campanillas
como puñados de cielo.
Alma mía: ¡quién pudiera
Vestirte de enredadera!

Señora de septiembre

Señora de septiembre

Plaza de Fuente el Fresno

Fuente el Fresno (C-Real) desde la sierra del molino

Ermita de Santa Lucía.

Parroquia de Santa Quiteria

TE PROPONGO UNA ACCIÓN SOLIDARIA

Si puedes aportar 20 euros al mes, de lo que te sobra, puedes abrir la puerta del futuro a un niño o niña del tercer mundo.
Con esa aportación puedes apadrinar a un niño. Recibirás sus datos personales, su fotografía, sus cartas, su cariño...y tendrás la completa seguridad de que tu "hijo" puede estudiar, será atendido en el hospital si lo necesita, podrá comer al menos un plato al día... Te lo garantizan los misioneros mercedarios de Yaoundé (Camerún) desde el proyecto "Rayo de luz y esperanza".
Si te amimas a tener un "hijo" y a abrirle la puerta de la esperanza envíame un e-mail al correo de mi perfil (alejandrobarrajon@gmail.com) El banco se encargará de todo. Si te queda alguna duda de que esto es eficaz y funciona, tienes la posibilidad de viajar hasta allá y ver a tu "hijo" personalmente. Sin trampa ni cartón.

De Pedro Casaldáliga, obispo y consagrado

Mis manos y Tus manos
hacemos este Gesto,
compartida la mesa y el destino, como hermanos.
Las vidas en Tu muerte y en Tu vida.
Unidos en el pan los muchos granos,
iremos aprendiendo a ser la unida Ciudad de Dios,
Ciudad de los humanos.
Comiéndote sabremos ser comida.
El vino de sus venas nos provoca.
El pan que ellos no tienen nos convoca
a ser Contigo el pan de cada día.
Llamados por la luz de Tu memoria,
marchamos hacia el Reino haciendo Historia,
fraterna y subversiva Eucaristía.

EL MENDIGO

EL MENDIGO
Vista desde mi ventana

EL MENDIGO


Siempre que he buscado una palabra para definirme, y, a la vez, para definir la humanidad, acabo siempre escogiendo la misma: mendigo.
Javier es un mendigo amigo, o mejor un amigo mendigo. De vez en cuando desayunamos juntos y nos contamos nuestras penas. Tengo yo muchas más que él. Él es un mendigo oficial, reconocido y público, con las manos sucias (O eso creía yo hasta que me dijo que eran quemadas por el frío) Yo no soy mendigo oficial pero soy real; me paso la vida suplicando limosnas de amor y de respeto y nunca me canso.
Cada mendigo tiene su historia y su territorio, como todos. Hoy he leído unos versos perdidos de Víctor Manuel San José y me pareció que estaban escritos para mí y tal vez para ti.

He aprendido a soñar
y temblar aterido
en las noches tan largas
del invierno frío.
Y en las noches sin luz
cuando quema el rocío
una estrella que pasa......
me llama mendigo.”

Ayer me lo encontré en la calle cuando más arreciaba el frío. No me pidió nada pero yo metí la mano en el bolsillo buscando alguna moneda y no la encontré. Él, sin embargo, metió la mano debajo de su raída gabardina y me regaló un periódico del día. –Es para ti, me dijo; mientras me enseñaba en forma de sonrisa unos dientes negros y descolocados.
Era evidente que el mendigo era yo. Y desde entonces cuando me encuentro con Javier ya no me encuentro con un mendigo sino con un colega.

(Publicado en "Vida Nueva" en el número 2.593. Página 41. enero de 2008)


PEAJE DE NOSTALGIA

PEAJE DE NOSTALGIA
Desde las cuatro esquinas. Fuente el Fresno 1965

PEAJE DE NOSTALGIA


Ojeando un viejo álbum, lleno de polvo, olvidado entre los libros de la estantería que cubre la pared trasera de mi escritorio, descubro una postal amarillenta y desdentada que ya no recordaba. Una niebla amarilla se ha detenido sobre ella como un grito del tiempo que no desea pasar desapercibido. Me he colocado en la ventana para aprovechar la luz que apenas dejan pasar los visillos y la he contemplado con detenimiento. Es una fotografía vertical, en blanco y negro, suavemente coloreada por encima, que recoge un lugar del pueblo de mi infancia, Fuente el Fresno, llamado Las Cuatro Esquinas. En el reverso hay unas letras deseando un cumpleaños feliz a no sé quién y una fecha, escrita a mano, casi ya ilegible, 23 de noviembre de 1965. La escena está llena de encanto. Además del costumbrismo que encierra, tiene para mí sugerencias sentimentales de un valor inmenso. Aparece una calle empinada que quiere subir hasta la sierra donde se asienta el pueblo, empedrada y angosta, recortada por casas enjalbegadas de alturas distintas, desconchadas y viejas.
Al fondo, en lo alto, asoman los riscos de la sierra recortados por un cielo claro y ancho, sin apenas una pequeña nube que rompa la monotonía de azul artificial coloreado. Al fondo de la calle baja una mujer enlutada, con su pañuelo, su toca y sus medias negras. Ni siquiera se vislumbra un pequeño rasgo de su cara. Un poco más abajo, a la izquierda un niño se asoma a una puerta, entre curioso y asustado. Tiene el pelo cortado, excepto en el flequillo que resalta sobre la cabeza., lleva botas de agua, aunque la foto sin duda está sacada en el verano, pantalón corto y una blusa con muchas rayas oscuras. Su mirada se ha quedado detenida para siempre ante la cámara. En la derecha de la foto, en la parte inferior, un grupo de hombres con sus chalequillos de pana y sus chaquetas negras roídas contemplan la escena entre aburridos y expectantes. Por un momento he pensado en las escenas costumbristas de Mesonero Romanos cuando describe el Madrid de final del siglo XIX, el poblachón manchego, como dice él. Si no fuera por el recuerdo que aún vive en mi memoria diría que un sabio pintor realista ha sacado de su pincel esta escena tan llena de humildad y de encanto. Pero no, es real, real como la vida misma. Ese niño asustado y curioso que se asoma a la puerta soy yo mismo, en un tórrido verano del año 1965. El tiempo se ha detenido en esta postal, testigo fiel de la historia vivida, y ahora golpea mi memoria, mis recuerdos, mis fibras más íntimas, para devolverme a la lejana mañana de aquel verano.
Algún día, muy pronto, cogeré el autobús para volver allí de nuevo, después de tanto tiempo. Tengo que romper esta inmensa distancia que me separa ya de aquel niño que fui. Necesito de nuevo saborear la posibilidad de la ilusión, de la esperanza, la seguridad perdida de que el tiempo no existe.


UN CAMINO LLENO DE NOMBRES


¿Quién me diría a mí, aquella fría mañana en que comencé el camino de Santiago a pie, ante la tierna mirada de la Señora de Roncesvalles, que aquel primer paso sería el comienzo de una carrera humana y espiritual que me marcaría para siempre?

Guardo aún una herida, -cicatriz ya- de aquel camino sembrado de pasos y de miradas, de encuentros y de nostalgias, de sufrimientos y de gozo contenido.

Hacer el camino es contemplar la vida desde otra perspectiva, o, tal vez, descubrirla en su conjunto, como quien mira el valle desde la cumbre apenas el amanecer se empeña en acariciar las primeras nubes.

Lo que prometía ser una aventura juvenil y un reto personal, acabó siendo una experiencia de Dios y un espacio para el encuentro más profundo. A lo largo del camino se cruzaron mil miradas, se estrecharon muchas manos y subieron hacia lo alto incontables oraciones que brotaban espontáneamente, como el canto de los pájaros al amanecer.

Si fui capaz de recorrer 800 kilómetros a pie, también fui capaz de sentir que una fuerza misteriosa y divina recorría mis adentros para empujarme a vivir la vida desde otra perspectiva, sintiéndome peregrino y huésped de esta tierra y nunca dueño o señor de mis propios pasos.

Yo hice el camino, y el camino me hizo a mí más humano, más humilde, más dispuesto para conquistar el último horizonte, el de cada jornada, el de las torres de Compostela, el que dibuja el arco iris después de la tormenta.

Fue un camino, y aún lo sigue siendo, lleno de nombres. Hombres y mujeres desconocidos que pasaron a ser míos – y ojalá yo lo fuera suyo- y llenaron un instante, un vacío, y miniaron un capítulo de mi vida. De ellos aprendí que la solidaridad no es un término abstracto y que las aventuras culturales pueden terminar siendo espirituales.
Nada hay tan intenso y tan enriquecedor como compartir serenamente la vida y todo lo que la vida nos va deparando en los recodos escondidos del camino.

Miro atrás, o hacia dentro, y descubro que el Camino de Santiago ha conseguido ser orfebre nuevo de mis sentimientos y despertar en mí sensaciones nunca vividas. La Vía Láctea se ha convertido en camino luminoso en mis adentros hasta descubrir el único Camino, el que nos conduce hacia el Padre.

El camino es un libro de pasos donde está escrita con letras de sudor la vida de muchos hombres y mujeres que antes que yo se atrevieron a ponerse a la escucha, a preguntarse por el misterio, y se respondieron caminando.

El camino me ha enseñado a caminar, a no detenerme más de lo necesario, a descubrir que sólo contemplando el horizonte se llenan de luz los sinsabores de cada etapa, el cansancio y el hambre, los dolores y las noches de fiebre. Estancarnos es morir, negarnos a avanzar es renunciar al gozo de contemplar las torres de Santiago. La tentación más grande del peregrino, del hombre, es renunciar a conquistar horizontes nuevos, sucumbir ante el cansancio, o, peor, aún, querer desandar el camino y retroceder. Pero el pasado ya no existe y sólo un presente empujado, habitado y encendido puede llenarnos por dentro de sentido.

El camino me ha enseñado a mirar con ojos de hijo cuando la tarde se echa encima como una amenaza. Tal vez recordando aquellos momentos de la niñez en que me escondía en el regazo de mi madre con la absoluta seguridad de que nada malo podría ocurrirme. El camino y sus encrucijadas me ha hecho descubrir la fragilidad de ser hombre y la necesidad de una Madre que mira, acoge y te regala su Merced. María ha llenado de luz el camino y su presencia en cientos de ermitas y corazones se deja ver con total claridad cuando miras con ojos de peregrino.

El camino me ha enseñado la virtud de la pobreza. El peregrino descubre que su mochila sólo debe llevar lo imprescindible: una muda, un libro, y mucha esperanza. Llenar la mochila de cosas, como la vida, es una amenaza para uno mismo. ¡Cómo he visto llorar de impotencia a algunos peregrinos, vencidos por el peso de su propia mochila! Apostar por lo material es un suicidio lamentable.

El camino me ha enseñado a caminar acompañado. Me he perdido siempre que he querido caminar solo. Necesitamos de los otros para llenar el camino de calor y de afecto, de cercanía y de perdón. El auténtico peregrino va entrelazando su vida con las vidas de todos los peregrinos que asoman en su sendero, con un gesto, con una mirada, con una súplica, con un sufrimiento para compartir.

El Camino me ha enseñado a confiar en lo alto. Cuando faltan las fuerzas, cuando asoma la tentación de abandonar, cuando la fiebre amenaza en cualquier descampado en medio de la noche, siempre hay una estrella que brilla más y un difuminado de luz que asoma en el horizonte anunciando el día. Las fuentes te regalan el agua, el cielo sus amaneceres, las gentes su sonrisa, los árboles su sombra… ¡todo es un regalo permanente para que descubras a un Dios providente que no te abandona si siquiera en el silencio más brutal¡

El camino me ha enseñado a comenzar. Una vez que el peregrino llega a Santiago y contempla la mirada del apóstol, lo que era la meta se convierte en lanzadera. El apóstol te dice que él no es la meta, que hay que seguir el camino más allá de Santiago, que es el tiempo de comenzar el auténtico camino, el interior, el más profundo y tal vez por eso el más hiriente. El camino que te lleva desde ti hacia los otros, desde tus seguridades al abandono en manos de Dios, desde tus desgracias hasta las heridas de la humanidad que gritan. El camino auténtico tiene mucho de aguijón y de lenitivo, de pregunta y de respuesta.

Ahora que todo ha pasado y puedo contemplar el camino en su totalidad, ahora que he sumado tantos pasos para conquistar un ideal, ahora que me siento peregrino con la mochila llena de nombres y de amor, puedo valorar y agradecer el don del Camino. No sólo yo he hecho el camino, el camino me ha hecho a mí. El camino me debe mil pasos a mí -es verdad- pero yo le debo al camino el paso más decisivo de mi vida.

Ahora que la cotidianidad pretende envolverme de nuevo con sus manos vulgares y monótonas, y los escaparates me ofrecen un camino sin pasos; ahora que el ritmo atroz de los días quiere imponerme una melodía de ruidos y de agendas emborronadas; ahora que soplan los vientos del tener, como una mochila atiborrada de pesos inútiles; precisamente ahora, quiero asomarme de nuevo al camino recorrido, entre cárcavas y barrancos, para reconocer, con la evidencia que impone la luz del mediodía, que sólo hay un Camino, que Cristo es el Camino, y todo lo demás son sendas, pequeñas, tortuosas y desviadas, que acaban por perderme en el descampado de la noche. Yo hice el camino y el Camino me ha hecho a mí para siempre.

(Fruto de esta peregrinación fue el libro: "Caminos y Encrucijadas" publicado en la editorial Perpetuo Socorro, en el año 2000)


PEREGRINO A SANTIAGO

PEREGRINO A SANTIAGO
Santiago, meta del peregrino

lunes, 2 de enero de 2012

FELIZ AÑO 2012

Mis queridos blogueros:
¡Ya estoy por aquí de nuevo! Os saludo con mucho afecto y simpatía.
He estado enfermo durante casi seis meses a causa de dos operaciones que han tenido que ver con un tumor cerebral. Ha sido una cuesta difícil pero, gracias a Dios y al apoyo de mucha gente, he conseguido escalar y llegar hasta la cumbre de la salud.
Espero, ya bastante recuperado, poder ahora ir renovando mis contenidos del blog y teneros al día en mis reflexiones y homilías.
Ya os amenazo con un nuevo libro que está en ciernes donde cuento la experiencia de enfermedad y de dolor que he sufrido con el deseo de que pueda ser "mano tendida a cuantos sufren". Las hermanas Paulinas ya me han ofrecido su apoyo para este proyecto, aunque no será inmediato. Se titulará "Noche oscura, resplandor y estrellas".
Estoy celebrando ya el tercer aniversario de este blog y estoy feliz con tantas muestras de apoyo como he tenido a lo largo de este tiempo. Gracias, amigos/as.
Os deseo un feliz año 2012; ojalá lo sea de paz y de justicia para todos. Recibid mi abrazo todos los que os asoméis a la ventana de este blog.

lunes, 29 de septiembre de 2008

TU OPINIÓN IMPORTA

Querido amigo/a:
tu opinión importa. Por eso abro este espacio para que escribas y comentes todo cuanto encuentras en este blog, hecho con cariño y con pasión. Eso me ayudará a mejorar, a abordar nuevos temas que me sugieras, a corregir aquello que no veas bien. Los blogs han de ser interactivos para que sean dinámicos y contagien vida. Estoy dispuesto a escucharte. Manos a la obra. Un abrazo. Barrajón.

sábado, 5 de enero de 2008

EQUIPAJE PARA EL 2012

Haz tu equipaje para el 2012 y procura que sea ligero. Un año por delante es una colección preciosa de oportunidades y experiencias para que te hagas más humano. Comienza ya, ahora, a ser cercano a los tuyos y a los otros; comparte una palabra amable, un saludo cariñoso, no pases de largo ante nadie. Sé positivo y optimista porque no tienes motivos para otra cosa. Nada hay más corrosivo en la vida que dejarte atrapar por una lectura negativa de la realidad.Practica el deporte del olvido ante aquellos que te han hecho mal, que se han dejado acorralar por la envidia o la mentira. Nada hay más sano para el alma que el olvido de las ofensas y la mirada puesta siempre en el horizonte.Tienes en tu interior espacios maravillosos para llenarlos de oportunidades y sueños. Riégalos con tu reflexión y siémbralos de esperanza. Eres una colección de dones, de talentos, de posibilidades; inviértela bien para que produzca en ti y en los otros altos intereses de gozo y de entrega.Acércate a la poesía y gózate con ella. Es un arma cargada de futuro que puede invitarte a pasear por verdes praderas de belleza y de sensibilidad. Ese corazón agarrotado y marmóreo que a veces te brota puede ser regado con la ternura de la poesía hasta convertirse en un corazón de carne, sensible, vivo y latiente. Nos busques la caricia a cualquier precio pero no la rehúyas cuando viene de una corazón sincero y cariñoso. Las caricias, como las vitaminas, te ayudan a crecer.Practica con vehemencia la tolerancia en un tiempo en que sobran los jueces y faltan los enamorados. Acepta la diversidad y goza con ella. La disidencia forma parte de las mejores apuestas humanas contra la clonación.Y busca a Dios. Busca a Dios con pasión porque en Él está el secreto y el misterio de la vida. Un Dios lleno de expectativas y de posibilidades. No un dios enlatado, oficial y perfilado por la ley. Busca al Dios de Jesús, el encontradizo con los pobres, con las mujeres, con los marginados, con los sin papeles. El Dios que ama la libertad porque tiene vocación de padre sobre todo. Hay quienes se empeñan en hacer del Evangelio un corsé, pero no; es una Buena noticia de liberación. Acógela y vívela así.Y entonces el nuevo año 2012 te será grato. Como un respiro en lo alto del monte, como un abrazo sin prisas, como un e-mail lleno de alegría que no te esperabas. Dentro de ti comenzarán a florecer las margaritas, entre los pliegues del alma, y te sorprenderás caminando por la primavera.